Cómo cuidar un bonsái pino

En el mundo del bonsái, los pinos son un caso especial porque son a la vez una de las imágenes más típicas y simbólicas cuando hablamos de esta particular técnica de cultivo y una de las menos recomendadas para los principiantes.

bonsái pino
bonsái pino

Sin embargo, el cuidado del bonsái de pino no es tan difícil y está al alcance de cualquiera que quiera conocer sus peculiaridades y necesidades específicas. Si quieres aprender a cultivar bonsáis de pino para tener una planta espectacular, acompáñanos en este artículo de AmoMiPlanta donde te contamos cómo cuidar los bonsáis de pino.

Características del bonsái pino

En contra de lo que piensan muchas personas ajenas al mundo del bonsái, estos árboles en miniatura no son especies enanas especiales: un bonsái es un árbol común de su especie al que se le aplican técnicas de poda, pinzado y adiestramiento para conseguir ese aspecto único y reducido para que pueda ser cultivado en un soporte, una técnica originaria de China y popularizada posteriormente por los japoneses.

Las características especiales de los bonsáis de pino se deben principalmente a la forma en que crecen estos árboles. En sus primeras etapas, los pinos tienen un marcado crecimiento vertical, pero una vez maduros, tienden a crecer más horizontalmente. Esto se debe a que el pino prioriza el crecimiento de las ramas exteriores, que reciben más luz y aire, dejando que las ramas interiores, menos expuestas, se vayan debilitando hasta secarse.

Cuando hablamos de bonsáis de pino, es muy importante tener en cuenta este desequilibrio natural de crecimiento, que habrá que corregir para conseguir la estructura deseada, equilibrando su vigor y desarrollo.

En otros casos, los bonsáis de pino tienen hojas densas, agujas muy pequeñas y corteza nodular. En cuanto a las especies, deben evitarse el pino canario y el pino piñonero debido a su gran tamaño de agujas, mientras que otras especies populares son bastante adecuadas, como

  • Pino negro (Pinus thunbergii).
  • Pino rojo (Pinus densiflora).
  • Pino blanco japonés (Pinus parviflora).
  • Pino silvestre (Pinus sylvestris).
  • Ahora que ya conoces las características del bonsái, vamos a ver cómo cuidar un pino bonsái desde cero.

Ubicación del bonsái pino

Los pinos son árboles acostumbrados a diferentes entornos, pero casi todos tienen algo en común: están expuestos a un gran número de horas de luz al día. Del mismo modo, un bonsái de pino necesitará la mayor cantidad de luz posible, por ejemplo en una terraza o balcón sin sombra ni obstáculos a la luz solar directa.

No coloque un bonsái de pino en el interior, ya que no podrá crecer fuerte y sano, ni siquiera en zonas de semisombra o muy iluminadas, y mucho menos en un entorno sombreado.

cuidados del bonsái pino

¿Crees en el Feng shui?, pues entonces el saber todo sobre acomodar el bonsái de acuerdo a las creencias del Feng Shui. ¡Léelo desde aquí!

También es importante que el árbol esté expuesto a los cambios de tiempo durante la estación fría. Los pinos están bastante preparados para soportar las bajas temperaturas y, de hecho, necesitan que entren en letargo para poder brotar con renovado vigor cuando vuelva el clima cálido en primavera. Si la planta no supera la estación fría, el pino bonsái brotará prematuramente nuevos brotes que serán débiles y delgados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir